Venezuela
This article was added by the user . TheWorldNews is not responsible for the content of the platform.

Amnistía Internacional pide justicia cuando se cumplen cinco años del asesinato “autorizado” de Khashoggi

Amigos del periodista saudí asesinado Jamal Khashoggi frente al Consulado de Arabia Saudita en Estambul, el 2 de octubre de 2020. Foto: Ozan Kose / AFP

La organización Amnistía Internacional (AI) pidió hoy una investigación internacional, independiente e imparcial sobre el asesinato “autorizado por el Estado” del periodista saudí Jamal Khashoggi en el consulado de Arabia Saudí en Estambul (Turquía), días antes de que se cumpla el quinto aniversario de su muerte.

El objetivo de esta investigación es “identificar a todos los implicados en el crimen, por alto que sea su rango o estatus, y garantizar que los sospechosos de responsabilidad comparezcan ante la justicia en juicios justos”, detalló la ONG en un comunicado.

Cinco años después de que el brutal asesinato de Jamal Khashoggi conmocionara a todo el mundo, el camino hacia la justicia por su asesinato sigue totalmente bloqueado“, añadió en la nota la secretaria general de Amnistía Internacional, Agnès Callamard.

Callamard criticó que todavía no se haya llevado a cabo una investigación penal “independiente e imparcial” sobre el “papel desempeñado por funcionarios de alto nivel“, mientras “las autoridades saudíes continúan su implacable represión de la libertad de expresión con total impunidad“.

La secretaria general de AI remarcó que “la desaparición forzada, la tortura y la ejecución extrajudicial de Khashoggi son crímenes según el derecho internacional que deben ser investigados con urgencia“, y apuntó que pueden ser procesados ??por cualquier Estado mediante la jurisdicción universal.

Es espantoso que en lugar de presionar para que se haga justicia por su asesinato, la comunidad internacional siga extendiendo la alfombra roja a los líderes de Arabia Saudita en cualquier oportunidad, anteponiendo los intereses diplomáticos y económicos a los derechos humanos“, añadió Callamard.

El asesinato y descuartizamiento de Khashoggi tuvo lugar el 2 de octubre de 2018 en el consulado de Arabia Saudí en Estambul y, pese a la repercusión mediática, las autoridades saudíes cerraron el caso en 2019, después de que ocho personas fueran condenadas en un juicio “a puerta cerrada que carecía de credibilidad y transparencia“, según AI.

Un informe de la ONU publicado por la entonces Relatora Especial sobre ejecuciones extrajudiciales, sumarias o arbitrarias, Agnès Callamard, en junio de 2019 concluyó que Jamal Khashoggi fue víctima de “una ejecución extrajudicial premeditada de la que el Estado de Arabia Saudí es responsable”.

Amnistía añadió que desde el asesinato de Khashoggi, las autoridades de Arabia Saudí, bajo el liderazgo del príncipe heredero Mohamed bin Salman, han intensificado “su escalofriante campaña de represión con un alcance y escala sin precedentes“.

Según dijo AI en julio, el reino árabe ha ejecutado a al menos 100 personas, civiles, en lo que va de año.

En 2022, Arabia Saudí ejecutó a un total de 196 personas, 81 de las cuales en un solo día, lo que representa la cifra más alta de aplicación de la pena capital en el país de los últimos 30 años, de acuerdo con esta misma organización. EFE